martes, 21 de febrero de 2017

Bodrio-espinela del Empalmado


El día que ingrese en prisión
—si es que ingresa— el Empalmado,
habrá que usar con cuidado
la pastilla de jabón
para no darle ocasión
de hacer honor a su mote.
Y pegar, sin disimulo,
contra la pared el culo,
que es muy diestro el chavalote,
ya se vio, dándose el lote.