sábado, 20 de agosto de 2016

Turrón de almendras

Después de sucesivos
gobiernos recortando libertades
y derechos al pueblo
—hablo de Ibexistán, aunque pudiera
referirme con esto
a otros muchos países
de nuestro mal llamado “mundo libre”―,
nos quieren convencer de que no es bueno
seguir sin un gobierno que perpetre,
por ejemplo, una nueva
reforma laboral,
más privatizaciones y subidas del IVA,
y la reactivación
de cuanto mecanismo sea preciso
para envolver los montes y las playas
patrios bajo un sudario de alquitrán y cemento.
Y, por si hubiese dudas,
de no alcanzarse acuerdo
para en esta ocasión investir Presidente
a un lacayo del Ibex 35, pretenden
llevarnos a votar en Navidad;
menudo disparate, pudiéndolo dejar
para la Epifanía.
Carta a los Reyes Magos. 
Estimados Melchor, 
Gaspar y Baltasar: 
humildemente os pido
que de formarse al fin Gobierno no tengamos
que decir unos meses más tarde con tristeza
“sin Gobierno vivíamos
mejor”. Una apostilla:
para después del pavo
—o el choco, que es lo mismo―
champán francés, que el cava
es catalán, ya saben:
un producto de aquellos que, salvajes, se afanan
en romper en pedazos la unidad sacrosanta
de la Una, Grande y Libre Ibexistán.

2 comentarios:

mailconraul dijo...

Lo mismo piensan todos ellos: sin pueblo se vive mejor.

carlos parejo dijo...

Parece una historia del tio Gilito a sus sobrinos Donald. En cualquier caso: VIVA CAROLINA MARIN Y HUELVA