viernes, 14 de agosto de 2015

Al recoger la piedra

No estaba libre de pecado
y al recoger la piedra
con la intención de ser
el primus inter pares arrojándola,
sufrió la mordedura de la víbora.
“Ha sido la justicia de Iahveh
gritaron al unísono
vehementes fariseos y troyanos.
Mas Iahveh estaba ausente
desde el mismo principio de los tiempos:
los caminos del caos
son siempre inescrutables.

1 comentario:

carlos parejo dijo...

Lapidando siguen los yahidistas a mujeres adúlteras. Progreso islámico dicen