jueves, 22 de mayo de 2014

De Goebbels a Zoido


Una gran mentira repetida mil veces, acaba convirtiéndose en verdad; pero a la primera gilipollez, se reconoce al gilipollas.

En la ilustración: Cólon despedido por
los Reyes Católicos en el puerto de Palos.

1 comentario:

Darilea dijo...

Tantas veces va el cántaro a la fuente ;) que termina siendo un gili... Besitos Rafa